Datos curiosos de las gallinas camperas

Cualquier persona que tenga suficiente espacio al aire libre en su casa, o es dueña de un terreno, puede optar por criar animales en ese espacio. Y uno de los animales más idóneos para ser criado en espacio abierto son las gallinas. Además, son fuente primaria de proteínas. Es por ello que, en este post, te diremos algunos datos curiosos de las gallinas camperas.

Las gallinas

Antes de entrar al tema de las gallinas camperas, es importante tener presente que las gallinas son aves exclusivas de corral. Por lo que son excelentes para criar como proveedoras de huevos para el consumo humano, o como engorde con el objetivo de sacrificarla y prepararla como proteína animal y servirlas en las comidas.

Como en este post haremos referencia a las gallinas camperas. Es preciso resaltar que esta raza de gallinas forma parte de las gallinas ponedoras; por lo que estas gallinas son criadas con solo ese objetivo. Es decir, poner huevos para el consumo en el hogar o para ser vendidos a otras personas. Todo dependerá de la cantidad de gallinas camperas tengas en tu corral.

Características de las gallinas camperas

Como su nombre lo indica, las gallinas camperas son del campo. Sin embargo, se pueden adaptar a otros tipos de terrenos; lo importante es que tengan suficiente espacio para moverse.

Además, las gallinas camperas son excelentes proveedoras de huevos, siendo muy buscadas por las características favorables que tienen estos. Y es que los huevos de las gallinas camperas son muy saludables y una excelente fuente de proteínas.

gallinas camperas

En este sentido, te daremos las características físicas que tienen las gallinas camperas:

  • Son de color amarillo.
  • Sus ojos son grandes.
  • Su cabeza es alargada, pero pequeña y muy fina.
  • Su cresta es mediana y su pico es de color amarillo y curvo.
  • Son de pecho grande y redondeado.
  • Su cola es de forma inclinada pero grande.
  • En su etapa adulta pueden alcanzar hasta un tamaño de 8/5.

Diferencias entre las gallinas camperas y las otras gallinas ponedoras

Entre las diferencias que podemos resaltar están las siguientes:

  • Son gallinas que deben tener cierto espacio de libertad para poder realizar su labor de ponedora; pudiendo poner hasta 240 huevos al año.
  • Necesitan más alimento y de mejor calidad que las gallinas de piso o de corral; lo que las hace más costosas en su proceso de alimentación; ya que aparte de ser nutridas con alimento a base de pienso (alimento para este tipo de gallinas), también se les debe dar maíz para complementar el desarrollo ideal de sus huevos.
  • Sus huevos son más grandes y de mayor calidad que los huevos de las otras gallinas ponedoras; ya que estos pueden pesar hasta 65 gramos y contener 7 gramos de proteína pura. Lo que hace que sus huevos sean más caros y tengan mayor demanda en el mercado.

Para finalizar, debemos indicar que, si estás interesado en criar gallinas camperas, te sugerimos que busques un espacio abierto; ya que estas aves necesitan correr y desplazarse. Además, son animales que necesitan relacionarse entre sí. Estas recomendaciones, acompañadas de una buena alimentación, permitirán que tengan las condiciones idóneas para poner sus huevos.